EQUIPAR LA MEMBRESIA PARA ENSEÑAR CLASES BÍBLICAS EN LOS HOGARES 3

EL INFIERNO EXISTE Y ES ETERNO



INTRODUCCIÓN.
     A. Una de las motivaciones más fuertes para convertir almas es el deseo de rescatarlas del tormento eterno en el infierno. Indica horrible doloragonía, angustia. La palabra “infierno” traduce la palabra griega “gehenna” (Valle de Hinóm). En este lugar ciertos reyes hicieron pasar a sus hijos por fuego (Acaz, 2 Crónicas 28:3; Manasés, 2 Crónicas 33:6; otros, Jeremías 7:31). En el Nuevo Testamento la palabra llegó a estar asociada con la destrucción por fuego.
     B. Para que el temor del infierno sea fuerte motivación es indispensable que nosotros mismos estemos plenamente convencidos de que en realidad el infierno existe y que es eterno. ¿Qué tan fuerte es nuestra fe, nuestra creencia, en esta doctrina de Cristo? De veras, ¿la tomamos en serio? De veras ¿creemos que los seres queridos, amigos y otros conocidos van a sufrir esta horrible consecuencia por no haber obedecido al evangelio y vivido fielmente hasta el fin?
     C. En estas lecciones sobre el evangelismo personal estamos enfatizando la importancia de enseñarles en el hogar una serie de lecciones para convencerles de la seriedad de este asunto, “arrebatándolos del fuego” (Judas 23).
     D. Por lo tanto, sí, debemos enseñarles los pasos de obediencia (oír, creer, arrepentirse, confesar que Cristo es el Hijo de Dios, bautizarse), pero luego hablar con toda franqueza de la consecuencia de NO obedecer. Explicar con todo énfasis este castigo que es tortura interminable, algo inimaginable.

I. LOS MUERTOS ESTÁN CONSCIENTES
          A. Eclesiastés 9:5, “Porque los que viven saben que han de morir; pero los muertos nada saben, ni tienen más paga; porque su memoria es puesta en olvido”. Este texto es muy citado por los testigos contra Jehová para probar que los muertos no están conscientes, pero estos falsos maestros tuercen muchos textos bíblicos (2 Ped. 3:16). Ellos pasan por alto a través del libro la expresión, “todo lo que se hace debajo del sol” (v.3), expresión que se encuentra repetidas veces en este libro. Desde luego los muertos ya no saben lo que está pasando “debajo del sol”. Los falsos testigos no quieren ver esta expresión porque están resueltos a enseñar su falsa doctrina.
          B. Otros versículos comparan a los muertos con el dormir: Hechos 13:36; 1ª Corintios 15:6; 1ª Tesalonicenses 4:13, pero estos textos no hablan del alma (espíritu) sino del cuerpo.
          C. Además, muchos textos enseñan clara y enfáticamente que aquellos que serán echados al fuego estarán conscientes.
          --Mateo 8:12: “más los hijos del reino serán echados a las tinieblas de afuera; allí será el lloro y el crujir de dientes.” Lanzados a la oscuridad externa con llanto y crujir de dientes.
          --Mateo 13:41-42: “Enviará el Hijo del Hombre a sus ángeles, y recogerán de su reino a todos los que sirven de tropiezo, y a los que hacen iniquidad, 42 y los echarán en el horno de fuegoallí será el lloro y el crujir de dientes.” Ver también Mateo 13:50.
          --Echados a un fuego tormentoso: Apocalipsis 14:9-11: “Y el tercer ángel los siguió, diciendo a gran voz: Si alguno adora a la bestia y a su imagen, y recibe la marca en su frente o en su mano, 10) él también beberá del vino de la ira de Dios, que ha sido vaciado puro en el cáliz de su ira; y será atormentado con fuego y azufre delante de los santos ángeles y del Cordero; 11) y el humo de su tormento sube por los siglos de los siglosY no tienen reposo de día ni de noche los que adoran a la bestia y a su imagen, ni nadie que reciba la marca de su nombre.” Ver también Apocalipsis 21:8.

II. LA BIBLIA HABLA CLARAMENTE DEL INFIERNO.
     A. Jesús mismo, en muchos textos, habla claramente del infierno. Cristo describe y advierte acerca del infierno porque nos ama. El vino para salvarnos de este horrible sufrimiento. Predicamos la “salvación” y nos conviene explicar que hablamos de salvación del castigo eterno.
     -- Mateo 5:22, “cualquiera que le diga (a su hermano): Fatuo, quedará expuesto al infierno de fuego” 5:29, 30, “Por tanto, si tu ojo derecho te es ocasión de caer, sácalo, y échalo de ti; pues mejor te es que se pierda uno de tus miembros, y no que todo tu cuerpo sea echado al infierno30 Y si tu mano derecha te es ocasión de caer, córtala, y échala de ti; pues mejor te es que se pierda uno de tus miembros, y no que todo tu cuerpo sea echado al infierno”.
     -- Mateo 10:28, “Y no temáis a los que matan el cuerpo, mas el alma no pueden matar; temed más bien a aquel que puededestruir el alma y el cuerpo en el infierno”. “Destruir” significa arruinar, perecer. No significa dejar de existir (aniquilado).
     -- Mateo 13:49, 50, “Así será al fin del siglo: saldrán los ángeles, y apartarán a los malos de entre los justos, y los echarán en el horno de fuego; allí será el lloro y el crujir de dientes”.
     -- Mateo 18:8, 9 “Por tanto, si tu mano o tu pie te es ocasión de caer, córtalo y échalo de ti; mejor te es entrar en la vida cojo o manco, que teniendo dos manos o dos pies ser echado en el fuego eternoY si tu ojo te es ocasión de caer, sácalo y échalo de ti; mejor te es entrar con un solo ojo en la vida, que teniendo dos ojos ser echado en el infierno de fuego”.
     -- Mateo 23:33, “¡Serpientes, generación de víboras! ¿Cómo escaparéis de la condenación del infierno?”
     -- Mateo 25:41, 46, “Entonces dirá también a los de la izquierda: Apartaos de mí, malditos, al fuego eterno preparado para el diablo y sus ángeles ... 46 E irán éstos al castigo eterno, y los justos a la vida eterna”.
     -- Mark 9:43, 44, “Si tu mano te fuere ocasión de caer, córtala; mejor te es entrar en la vida manco, que teniendo dos manos ir al infierno, al fuego que no puede ser apagado, donde el gusano de ellos no muere, y el fuego nunca se apaga”. El infierno será tortura al máximo, más allá de la imaginación.
     -- Lucas 16:23-25, “Y en el Hades alzó sus ojos, estando en tormentos, y vio de lejos a Abraham, y a Lázaro en su seno.24 Entonces él, dando voces, dijo: Padre Abraham, ten misericordia de mí, y envía a Lázaro para que moje la punta de su dedo en agua, y refresque mi lengua; porque estoy atormentado en esta llama. 25 Pero Abraham le dijo: Hijo, acuérdate que recibiste tus bienes en tu vida, y Lázaro también males; pero ahora éste es consolado aquí, y tú atormentado”. Al morir tales hombres la gente dice, ¡Descanse en paz! Pero ¿está tranquilo y descansando?
          -- Juan15:6, “El que en mí no permanece, será echado fuera como pámpano, y se secará; y los recogen, y los echan en el fuego, y arden”.
          -- Así pues, Jesús, en su ministerio terrenal, habló más del infierno que del cielo y pasó mucho tiempo advirtiendo a todos para que nadie vaya a ese lugar.
     B. Otros textos que hablan de este castigo.
     -- Bautismo de fuego. Mateo 3:11, 12, “él os bautizará en Espíritu Santo y fuego. Su aventador está en su mano, y limpiará su era; y recogerá su trigo en el granero, y quemará la paja en fuego que nunca se apagará”.
     --Romanos 2:8, 9, “por causa de tu terquedad y de tu corazón no arrepentido, estás acumulando ira para ti en el día de la ira y de la revelación del justo juicio de Dios, el cual PAGARA A CADA UNO CONFORME A SUS OBRAS: … a los que no obedecen a la verdad, sino que obedecen a la injusticia: ira e indignación. Habrá tribulación y angustia para toda alma humana que hace lo malo”.
n           --2 Tesalonicenses 1:7-9, “y a vosotros que sois atribulados, daros reposo con nosotros, cuando se manifieste el Señor Jesús desde el cielo con los ángeles de su poder, en llama de fuego, para dar retribución a los que no conocieron a Dios, ni obedecen al evangelio de nuestro Señor Jesucristo;  los cuales sufrirán pena de eterna perdición, excluidos de la presencia del Señor y de la gloria de su poder”.
     --Apocalipsis 14:10,11, “beberá del vino del furor de Dios, que está preparado puro en el cáliz de su ira; y será atormentado con fuego y azufre...
    11Y el humo de su tormento asciende por los siglos de los siglos; y no tienen reposo, ni de día ni de noche…”

III. EL INFIERNO SERÁ LUGAR DE CASTIGO ETERNO (INTERMINABLE, SIN FIN).
          A. La palabra “eterno(a)” que se usa del cielo y del infierno es “aionios” que significa: Sin final, nunca cesará, será eterno.
          B. La palabra “castigo” es la palabra “kolasis” y esta significa “castigar, con la implicación que resulta en severo sufrimiento; castigar, castigo.”

IV . ACTITUD DE LA GENTE ACERCA DEL INFIERNO.
     A. IGNORARLO. Muchos son ignorantes del tema porque no leen o no creen la Biblia. Muchos dicen que el hombre no tiene alma y  por eso, no puede haber castigo eterno del alma.
    B. NEGARLO. Otros lo niegan, diciendo que Dios es amor y no sería capaz de hacer tal cosa. Preguntan, ¿usted es capaz de echar a sus hijos al fuego       para sufrir eternamente? Los tales no conocen a Dios. No creen en Dios. Si han leído la Biblia, no la creen. Si Dios es “justo” al dar vida eterna a los fieles, también es justo (2 Tesalonicenses 1:6-9) al castigar a los infieles.
C. DUDAR. Otros tienen dudas, y esto también refleja falta de fe. Simplemente no creen a Dios.
D. INDIFERENCIA. La gran mayoría de los hombres son indiferentes. Otra muestra de la falta de fe.
     E. ANIQUILADOS. Los materialistas (como los “testigos contra Jehová”) enseñan que los perdidos serán consumidos por el fuego (“aniquilación”). ¡Qué bueno sería para ellos si esto fuera cierto! Pero si habrá “vida eterna” entonces habrá “infierno eterno”. Negar eso es acusar a Jesús de enseñar falsa doctrina.
     F. NOS ACUSAN DE QUERER ASUSTAR. Algunos dicen, “Sólo quieren asustar a la gente para que obedezcan”. ¿Habrá alguien que no proteja a sus hijos por este medio? ¿No quiere que se asusten del fuego, de enchufes eléctricos, de víboras, de medicinas…y de todo peligro?

CONCLUSIÓN.
     A. ¿Cómo se describe el infierno? Se describe como eterno castigo, sufrimiento, tormento, en fuego, fuego que no se apaga, en lago de fuego, en horno de fuego, en tinieblas, que produce el lloro y crujir de dientes.
     B. Muchos escapan de la cárcel, pero nadie escapará del infierno. Y la sentencia será interminable… Irreversible…
     C. ¿Qué pensamos de los dolores de enfermedades terminales?  ¿Qué pensaríamos de ellos si fueran interminables? ¿Si no hubiera Morfina, Lortab, Demoral y ni siquiera aspirina o Tylenol o Mejoral?
     D. ¿Qué pensaría la mujer si los dolores de parto fueran interminables y si no hubiera remedio alguno para aliviar sus dolores?
     E. Pero ¿cómo se comparan estos dolores con el QUEMARSE? ¡Imagínese! ¡Quemándose sin fin! Si fuera por 100 años, después de 99 años, pronto terminaría. O si aun fuera por 1000 años, después de 999 años, en otro año terminaría … pero ¡¡¡NO TIENE FIN!!! Y no habrá nada de alivio.
     F. Con razón los perdidos no quieren que nadie vaya allá. Lucas 16:28, “tengo cinco hermanos para que les testifiques a fin de que no vengan ellos también a este lugar de tormento”.
     G. Debemos predicar que Dios es amor (1 Juan 4:16), pero también debemos predicar “el temor del Señor” (2 Corintios 5:11); Heb. 10:31 “Horrenda cosa es caer en manos del Dios vivo”; Heb.12:29, “Dios es fuego consumidor.”
     H. “CONOCIENDO, PUES, EL TEMOR DEL SEÑOR, PERSUADIMOS A LOS HOMBRES”.



¿Por qué ISIS actúa así?



“ISIS” es el acrónimo de “Estado Islámico de Irak y Siria”. También se conoce como “ISIL” (Estado Islámico de Irak y Levante), y está siendo más recientemente llamado simplemente “ES” (Estado Islámico).  
ISIS es un ejército terrorista que se ha apoderado de una gran parte de Siria e Irak y ha establecido un califato islámico en esa zona. Son conocidos por el trato cruel de sus enemigos, que para ellos incluyen todos los grupos religiosos no musulmanes (principalmente cristianos y yazidíes) e incluso otros musulmanes (particularmente los chiíes, pero también los suníes moderados). El mundo se sorprendió recientemente al saber que integrantes del ISIS llevaron a cabo la decapitación (grabada en vídeo) del fotógrafo, James Foley. Entonces, el comportamiento cruel de ISIS tiene a mucha gente preguntando “¿Por qué ISIS actúa así?”. La respuesta está en su guía religiosa, el Corán. Esto debe servir como una advertencia para todos los no musulmanes, e incluso los musulmanes moderados, de todo el mundo.



¿Por qué ISIS crucifica, amputa y expulsa? 
El Corán dice: “Retribución de quienes hacen la guerra a Dios y a Su Enviado y se dan a corromper en la tierra: serán muertos sin piedad, o crucificados, o amputados de manos y pies opuestos, o desterrados del país. Sufrirán ignominia en la vida de acá y terrible castigo en la otra” (5:33).  
De acuerdo con este versículo, los opositores del Islam deben ser castigados de manera cruel. Y conforme a los versículos 148-151 de capítulo 4 del Corán, todo discurso público que critica a Alá o a sus mensajeros, o que acepta sólo algunos de los mensajeros de Alá, y no a todos ellos, se considera malo y debe ser castigado.

¿Por qué ISIS odia y ejecuta a los no musulmanes? 
El Corán dice: “Los que no crean y mueran siendo infieles, incurrirán en la maldición de Alá, de los ángeles y de los hombres, en la de todos ellos” (2:161). “Matadles donde deis con ellos, y expulsadles de donde os hayan expulsado. Tentar es más grave que matar. No combatáis contra ellos junto a la Mezquita Sagrada, a no ser que os ataquen allí. Así que, si combaten contra vosotros, matadles: ésa es la retribución de los infieles” (2:191). “A quienes no crean, ni su hacienda ni sus hijos les servirán de nada frente a Alá. Ésos servirán de combustible para el Fuego” (3:10).
ISIS se ha propuesto, de acuerdo al Corán, el compromiso de llevar a triunfo el Islam en Arabia, por lo tanto, ninguna otra religión será tolerada, porque el Corán no permite ninguna otra religión.
El capítulo 9 del Corán, conocido como el capítulo de la espada, anima a los musulmanes a combatir contra quienes no creen en Alá ni reconocen Islam, hasta que se sometan.

¿Por qué ISIS no hace un tratado con sus vecinos por el bien de la paz, evitando así el derramamiento de sangre inocente? 
Porque el Corán no permite este tipo de tratados con los no musulmanes (9:1-8,29). Como se ha señalado antes, no se permite ninguna crítica al Islam. No hay “libertad de expresión” en el Islam ni las tierras controladas por él.


Trabajemos juntos por condiciones sociales que permitan la libertad de expresión y de acción, a pesar de no creer lo mismo. Podemos no estar de acuerdo unos con otros sin odiarnos. A diferencia del Islam, Cristo dijo Y si alguno no os recibiere, ni oyere vuestras palabras, salid de aquella casa o ciudad… Dejadlos (Mat. 10:14 y 15:14). Nosotros los cristianos amamos a nuestro prójimo, porque Jesús no quiere que su enseñanza sea forzada sobre las personas. Hagamos como Dios y respetamos el libre albedrío de los demás, incluyendo aquellos con los que diferimos religiosamente.


La Iglesia Patrocinadora – The Sponsoring Church



Introducción.
Patrocinar = apoyar, financiar alguna actividad. Una iglesia patrocina la obra de muchas iglesias con el $ de ellas. No hay tal “iglesia central” en la Biblia.


I. La iglesia universal, Mat. 16:18; Efes. 5:25. No compuesta de congregaciones sino de cristianos. Una denominación está compuesta de todas sus congregaciones.

A. El único gobierno de la iglesia universal es Cristo, su Cabeza. Iglesias humanas tienen gobierno central; todas las congregaciones se someten a ese gobierno.

B. El desarrollo del gobierno central de la iglesia causó la apostasía y el establecimiento de iglesias humanas. Fue un proceso muy lento, a través de siglos.

C. Primero, Hech. 14:23; 20:17, ancianos (obispos, pastores) en cada iglesia; eran iguales, ningún anciano tenía más autoridad que los otros.

D. Cambios: uno nombrado “presidente”; luego llamado “obispo”; luego tenía autoridad sobre un distrito de iglesias; luego “obispo metropolitano” (sobre obispos)…
Abandonaron la enseñanza de Jesús (Mat. 20:25-28) y los apóstoles (Rom. 12:3). Querían elevar a los hombres. Algunos querían tener primer lugar (3 Jn. 9).

E. Jerarquía establecida para gobernar la iglesia universal: sacerdotes, obispos, obispos metropolitanos, arzobispos, cardenales, papa (606 A.D.)

F. Iglesias protestantes (evangélicas) rechazaron la jerarquía romana, pero establecieron su propio gobierno central sobre todas las congregaciones.

La Biblia NO AUTORIZA tal gobierno central ni por precepto, ni por ejemplo apostólico ni por inferencia necesaria. Existe sin autoridad bíblica. Es completamente humano.


II. La “Iglesia Patrocinadora” imita el arreglo de las iglesias humanas. Es el mismo concepto: organización central, que todas las iglesias funcionen a través de ella.

A. ¿Cómo funciona la iglesia patrocinadora? 1946, una iglesia de Cristo de Lubbock, Texas patrocinó la obra de evangelizar Alemania; muchas iglesias le enviaron $ para ella.

B. Otra iglesia (Brownfield, TX) patrocinó la obra de Italia; otra (Memphis, Tenn.) de Japón, etc., cada una funcionando como iglesia central por la cual todas las iglesias podían obrar.

C. Abilene, Texas. Programa de radio nacional, “Herald of Truth”. Precipitó división, porque era muy popular y muchos predicadores lo promovieron, presionando iglesias…

D. West Monroe, LA. “Radio Mundial”. Y otras más. En lugar de tener un solo centro de gobierno, han establecido varios. El plan sectario es más ordenado y efectivo.

La iglesia patrocinadora no es igual a las demás. Representa una colectividad de iglesias. Es una agencia de muchas iglesias y donde hay agencia hay subordinación.
Hay mucho control. No como el control del policía o de una empresa, sino control de presión y de influencia. Pusieron a sus oponentes en “cuarentena”, nos cortaron.

La centralización de $ es la centralización de poder. Controlan millones de $. Deciden quién hará qué, cuánto, cuándo, dónde. Ocupan, desocupan personal (es empresa).

Muchos se engañan diciendo, “Pero todo es voluntario. Las iglesias contribuyen voluntariamente”. (Padres pueden entregar su responsabilidad voluntariamente.)
Otro engaño popular: dicen, “Pero la Biblia no dice cómo hacer la obra, y este es un método eficaz”. No es “método” sino otra organización (cuerpo) que usa métodos.
Iglesias de Cristo se han nacionalizado en Honduras, El Salvador, Nicaragua. Tienen organización nacional, oficiales, constitución (con reglamentos) practican disciplina.

Esto no es aceptable en USA, pero es el RESULTADO ineludible de centralizar la obra de las iglesias. ¿Por qué iglesias aquí lo aceptan allá? Más control sobre iglesias.
Un predicador (San Antonio) dijo, “Yo no defiendo abusos”, pero no son abusos. Los arreglos en América Latina son otras formas de la iglesia patrocinadora.


III. El papel de ancianos: cuidan de la iglesia local, apacentando, protegiendo a los miembros, velando por sus almas (Heb. 13:17). No supervisan instituciones. No supervisan la obra de otras iglesias.

A. No tienen autoridad para ser “ancianos patrocinadores”, supervisando el $ y obra de miles de iglesias. Ya no son ancianos sino una mesa directiva.

B. Ancianos no pueden entregar su obra de edificación, disciplina, evangelización, benevolencia, a otro grupo de ancianos. ¿Disciplinar los miembros de otra iglesia?


IV. Cada iglesia local debe hacer su propia obra: edificar, evangelizar, ayudar santos necesitados. Es autónoma y adecuada (equipada) para hacerlo, 2 Tim. 3:16, 17.

Una de las tácticas principales que se usan para justificar la centralización es hablar de lo insignificante de la obra de la iglesia local. Quieren hacer “cosas grandes”.

A. ¿No pueden las iglesias cooperar? Al hacer cada una su obra, está cooperando con las demás (1 Cor. 16:1-4). Cooperar es una cosa y centralizar es otra cosa.

B. Iglesias cooperaban para ayudar a Pablo pero no centralizaban sus fondos. Fil. 4:15, 16; 2 Cor. 11:8.


V. Textos usados mal para “justificar” la iglesia patrocinadora. Comenzaron la práctica sin estudiar. No hay texto que la autorice; por eso, tuercen textos.

Mat. 28:19, dicen que es imposible llevar a cabo la Gran Comisión sin “cooperar”, o sea, combinar el $ de muchas (todas) las iglesias. Rechazan la sabiduría divina.

Mat. 28:19, dicen que no dice “cómo” hacer la obra, que podemos ir en carro, avión, a caballo, predicar por radio/TV, hoja impresa, series de servicios, tocar puertas, etc.

Desde luego, todo esto es cierto, pero sin establecer otra organización aparte de la iglesia (Sociedad Misionera, escuela para predicadores, iglesia patrocinadora, etc.)

A. Hech 11:29-30; 12:25. Dicen que los ancianos de Jerusalén se encargaron de repartir la ayuda para hermanos de Judea, pero había iglesias en Judea (Hch 9:35, 42)

B. Dicen que Filipos era iglesia patrocinadora para recibir fondos para Pablo pero lea Fil. 4:15, 16, Filipos envió; Pablo recibió. Salario fue enviado directamente a él.


VI. Exhortación para nosotros. Lamentamos estos cambios y la división causada por ellos, pero no nos justificamos solamente condenando el error.

A. Edificación. No edificamos escuelas pero hay que aprovechar al máximo los servicios (incluyendo series) y las clases bíblicas. Estudiar para cada clase y participar en ella.

B. Evangelizar. No basta con condenar escuelas para predicadores. Hay evangelistas fieles y capacitados que urgentemente necesitan ayuda (salario, atención médica).

A muchos hermanos fieles les gustaría dedicarse tiempo completo a la obra de evangelista, pero no quieren siempre pedir salario a las iglesias de habla inglesa.

C. Ayudar a los santos necesitados. No es bíblico que iglesias tengan clínicas, asilos, etc., pero si descuidamos esta obra, estamos mal, igual que los que las tienen.

Mat. 25:43, “estuve enfermo… y no me visitasteis” (con ayuda, Sant. 1:27). Esto bien podría ser el naufragio de miles de hermanos “conservadores” en el Día Final.

Por eso, muchos hermanos liberales dicen, “Es mejor equivocarse en la manera de hacer la obra en lugar de no hacerla de manera alguna”.


Pero hay otra opción: hacer la obra y hacerla como la Biblia enseña. Y este es uno de los argumentos más fuertes en pro de la verdad. Muchos dicen, “muéstranos”.


La Iglesia Patrocinadora (1)



Introducción.
    A. El día 9 de diciembre de 1982 el hermano Sílfides Matos Herasme, de Santo Domingo, República Dominicana, y este servidor acordamos, en la presencia de varios predicadores de ese país, tener un debate por escrito sobre algunas cues­tiones que han causado problemas en la iglesia. Presento aquí un estudio de dos páginas; copias de este estudio se enviarán a los interesados. Con gusto haré copias de un estudio escrito por el hermano Síl­fides, un estudio también limitado a dos páginas, para mandarlo a los mismos que reciben este estudio.

I. Definición, Origen, Propósito.
    A. La iglesia patrocinadora es una igle­sia que se encarga del sostén económico de algún evangelista, o de alguna institu­ción (como las que cuidan de niños y an­cianos), o de programas de radio y tele­visión, o de otra obra, luego pide dona­tivos de otras iglesias, los recibe y los ad­ministra.
    B. Tal "iglesia" no es la del Nuevo Tes­tamento, sino que tiene su origen en la década de los '40 de este siglo. Las primeras y más reconocidas eran la iglesia Broadway de Lubbock, Texas, que se en­cargó de la evangelización de Alemania; la iglesia de Brownfield, Texas, que se en­cargó de la evangelización de Italia; la iglesia Highland de Abilene, Texas, que se encargó de la evangelización internacional por medio de programas de radio y tele­visión. La iglesia patrocinadora conocida en la República Dominicana es la iglesia de West Monroe, Louisiana, que se encarga de la evangelización mundial por medio de la radio ("World Radio").
    C. En cuanto a su propósito, nadie lo desconoce porque tienen grande celo por salvar almas. Quieren ganar almas, pero lo hacen por medio de un arreglo colec­tivo muy semejante a los arreglos secta­rios, pero desconocido en las Escrituras.

II. Algunas Cosas Que No Vienen Al Caso.
    Los sinceros no serán cegados por la cortina de humo de "cuestiones falsas" que algunos erigen.
    A. Algunos juegan con la palabra "patrocinar" dando varias definiciones. Sepan todos que esta palabra fue origi­nada por los inventores de la práctica. Ellos, no nosotros, decían "sponsoring church" (iglesia patrocinadora).
    B. Las opiniones. Rom. 14:1-5 habla de las opiniones (sobre comidas, días espe­ciales), pero este estudio tiene que ver con la existencia de otra organización, aparte de la iglesia local. Es absurdo decir que "es cuestión de opinión". El hermano Dwayne Shappley, de Puerto Rico, dice que sí hay en el Nuevo Testamento otra organización aparte de la iglesia local; si el hermano Sílfides está de acuerdo con este error, que nos diga. También tiene que ver con la jurisdicción de los ancianos, si se limita a la iglesia local, o si hay ancianos diocesanos. Si este tema es cuestión de opiniones, entonces dejemos de condenar los arreglos colectivos de los sectarios.
    C. Los métodos. No se trata de métodos. El grito necio de muchos hermanos es que "la Biblia no dice cómo hacer la obra", que la iglesia patrocinadora es nada más otro método de obrar. Pero no requiere edu­cación universitaria saber que la iglesia patrocinadora emplea métodos (como cualquier iglesia local emplea métodos). No es "método", sino es otra organización que tiene que emplear métodos.
    D. La cooperación. Dicen que somos "anticooperación", que no creemos en la cooperación. Es otra acusación falsa. Creemos en la cooperación bíblica (2 Cor. 8 y 9), en la cual no hay nada de agencia, no hay centralización de fondos en la tesorería de una iglesia patrocinadora, sino simplemente que cada iglesia colectaba cada primer día su ofrenda, es­cogío su propio mensajero quien lo llevó a Jerusalén
    E. Buenos resultados. Para muchos aquí está la única cosa que importa: la iglesia patrocinadora da resultados buenos. En tal caso si todo se permite con tal que dé resultados buenos, sería mejor imitar en lo absoluto a los sectarios en su arreglo colectivo que abarca automáticamente a todas las iglesias de su comunión (por ejemplo, la Convención del Sur de los bautistas; el cuartel general en Salt Lake City, en Brooklyn, en Roma, etc.). Si el pragmatismo es el criterio principal, en­tonces olvídese de "libro, capítulo y ver­sículo"
    F. La inconsecuencia. El hermano Bill Reeves y este servidor aceptamos la in­vitación del hermano Sílfides para predicar por radio, y ahora nos acusa de inconsecuentes, ya que dichos programas son patrocinados por "World Radio". El hermano y yo no investigamos el arreglo financiero de los programas, es cierto. Queríamos de todo corazón colaborar con los hermanos dominicanos, creyendo que eran sinceros, muy conservadores, muy es­trictos, y que querían seguir la voluntad de Dios en todo. De la misma manera acep­tamos la excelente hospitalidad de los hermanos Matos Herasme. De la misma forma enviamos mucha literatura a todos los hermanos del país. Pero sea como sea, si fuimos inconsecuentes, esto no cambia la verdad del asunto bajo consideración: la iglesia patrocinadora no es bíblica.

III. Varios Errores.
    A. Sobre todo, carece de autorización bíblica. La Biblia no dice nada de "iglesia patrocinadora", ni de "ancianos patroci­nadores". No hay ningún mandamiento, ningún ejemplo apostólico, ni ninguna in­ferencia necesaria al respecto. Es de ori­gen moderno. No se basa en la Biblia, sino en los arreglos colectivos de los sectarios.
    B. Sustituye a la iglesia local, que es la única organización hallada en las Escri­turas, designada por Dios, para hacer la obra de la iglesia. La iglesia patrocinadora es otro cuerpo. Es otra clase de iglesia. Es la imitación de las combinaciones de todas las iglesias de una denominación. De hecho, si una iglesia patrocinadora se puede encargar de una parte de la obra de cien o de mil iglesias locales, entonces es enteramente lógico que la misma iglesia patrocinadora se puede encargar de esa parte de la obra de todas las iglesias de Cristo. Si la Biblia permite que mil iglesias manden dinero a una iglesia patroci­nadora, entonces obviamente permite que todas lo hagan. Esta organización, esta colectividad -- repito -- no se halla en la Biblia.
    C. La autonomía. Como todos sabemos, cada iglesia local es autónoma, se go­bierna sola, y es adecuada para hacer todo lo que Dios le ha asignado hacer: en el evangelismo, en la benevolencia, y en la edificación. En el plan bíblico no caben sociedades, instituciones, escuelas, hospi­tales, asilos, etc. establecidos por las igle­sias de Cristo, obrando todas por medio de una iglesia patrocinadora.
    D. Voluntariamente. Muchos dan énfasis al hecho de que todo se hace voluntaria­mente. Esto no viene al caso. Dicen la misma cosa los sectarios. Puedo citarles varios escritos sectarios que proclaman fuertemente que la autonomía de cada congregación no se pierde aunque "coopere" con la organización central de ellos. Si una congregación no hace su propia obra, sino entrega su dinero a una iglesia patrocinadora, para que ésta lo haga, claro es que se entregó su responsabilidad a otro. Por ejemplo, el padre de familia debe ser cabeza y debe disciplinar a sus hijos; él puede voluntaria­mente entregar esta función a su esposa o a otro. El hecho de que lo hizo voluntaria­mente no cambia nada; la triste verdad es que lo hizo.
    E. Los ancianos. Hech. 14:23, "constituyeron ancianos en cada iglesia"; 20:28, "mirad por ... todo el rebaño en que el Espíritu Santo os ha puesto por obispos"; 1 Ped. 5:2, "Apacentad la grey de Dios que está entre vosotros". La verdad es sencilla y obvia: los ancianos son pas­tores que velan por las almas (Heb. 13:17) de la congregación sobre la cual ellos son obispos; son pastores de un solo rebaño, "el rebañoen que el Espíritu Santo os ha puesto por obispos"; "la grey de Dios que está entre vosotros". No es difícil ver la ju­risdicción y la obra de los ancianos. No es difícil ver el límite puesto sobre ellos. En la Biblia ninguna congregación tiene pre­eminencia sobre otras, y por tanto, no puede haber un grupo de ancianos que tenga preeminencia sobre otros. No puede haber ancianos ecuménicos. No puede haber ningunacoordinación de iglesias locales que funcionen a través de los ancianos de una iglesia "patrocinadora". Los ancianos no tienen función alguna aparte de la congregación en que el Espíritu Santo les ha puesto por obispos. En la iglesia patrocinadora los ancianos "patrocinadores" son admi­nistradores de millones de dólares, no de la colecta de la iglesia "que está entre" ellos, sino del dinero de miles de iglesias. Hacen decisiones serias con respecto a quiénes predicarán, dónde, cuándo, qué tanto dinero se gastará en cada lugar, cuáles predicadores se escogerán y cuáles se despedirán o se cambiarán a otro campo. Juegan el mismo papel que el cuartel general de cualquier secta, sola­mente en forma más limitada. Los an­cianos patrocinadores llegan a ser la voz de las iglesias de Cristo. Ellos deciden con respecto a quiénes predicarán y qué se predicarán. Pueden ser muy tolerantes -- sí --  pero esto ilustra justamente lo que afirmo. Toleran o no toleran, pero sí deci­den. Los ancianos de la iglesia Highland de Abilene, Texas, promovedores del Heraldo de la Verdad tienen otro programa ("Heartbeat") que ni menciona la iglesia; está casi totalmente sin doctrina. Este plan es por la decisión de los an­cianos. Tienen mucho poder.

Conclusión: En el próximo estudio hablaremos de "control", de "agencia", y de otros temas interesantes. Pero hasta aquí por ahora. Espero que el hermano conteste pronto. Queremos exponer y refutar con toda claridad estos errores que han dividido la iglesia. (Nota Final: El hermano nunca contestó).

Evangelistas Profesionales



            Bien sabemos que las denominaciones diseñan y operan diversos “ministerios de predicación” con sus ministros profesionales respectivos.  Al parecer, la inconformidad de algunos predicadores del evangelio, para con el patrón del Nuevo Testamento, los ha llevado a copiar algunas ideas de los sectarios.

         De una manera totalmente contraria al simple patrón neotestamentario, donde un hombre con una Biblia, predica el evangelio de Cristo a otros (Hech. 17:2-3; 1 Cor. 1:21), varios predicadores proyectan la imagen de un reverendo profesional, y la imagen es tal, que al parecer, estos predicadores no estarían dispuestos a recoger leña (Hech. 28:3) o a sostenerse a sí mismos con un trabajo secular si la situación lo ameritara (Hech. 18:3; 20:34).  Incluso, se actúa como si el predicador no estuviera sujeto al orden y decencia que ha de mantener la iglesia local (1 Cor. 14:40).

         Cuando hablamos de “profesional” nos referimos a la persona que “ejerce especialmente una profesión u oficio, por oposición al aficionado” (Larousse).  Con esto no condenamos el que un evangelista se prepare para crecer y aproveche todas las oportunidades de que dispone para predicar.  Pero si condenamos que alguno no piense de sí con cordura (Rom. 12:3) y confunda su labor con la de un reverendo sectario, o practique la avaricia engañando a iglesias e individuos norteamericanos.   
Siempre es bueno madurar el carácter, crecer en conocimiento y mantener la santidad.   Pero, algunos predicadores no se conforman con ser solamente “un evangelista”, ellos actúan como manager de otros, lo que les da mucho poder, prestigio y popularidad. 
Lamentablemente, estos predicadores profesionales, son vistos como íconos por los menos experimentados (aficionados) y que desean ser como ellos.

Las denominaciones tienen sus programas de capacitación, seminarios, escuelas y universidades para la formación de sus “ministros” y “reverendos”. Y, lamentablemente, varios hermanos también están muy equivocados en esto. Aquí la otra cara de la moneda. Por ejemplo, algunos hermanos quieren saber si tal predicador fue educado o no en alguna universidad o colegio de predicadores o en algún programa de entrenamiento formal diplomado. Sin embargo, esto no es necesario, y ni siquiera es insinuado en el Nuevo Testamento. No podemos exigir más que Dios. 
A pesar de que muchos hermanos hacen acepción de personas cuando aprueban o desaprueban a un predicador, nosotros no cometeremos semejante carnalidad. No menospreciaremos a los varones que no han tenido la educación formal que algunos caprichosamente están exigiendo o exaltando a los que se presentan como "profesionales" de la predicación. 

El apóstol Pablo, sin haber estado junto a los demás apóstoles durante el ministerio de Cristo, no se consideraba inferior a ellos (“y pienso que en nada he sido inferior a aquellos grandes apóstoles”, 2 Cor. 11:5).


Conclusión

“¿Y cómo predicarán si no fueren enviados? Como está escrito: ¡Cuán hermosos son los pies de los que anuncian la paz, de los que anuncian buenas nuevas!” (Rom. 10:15).

Los predicadores deben predicar de acuerdo a su capacidad y oportunidad, pero siempre deben recordar su lugar y papel.  Deben respetar las enseñanzas del Nuevo Testamento que gobiernan (y restringen) su papel y su sostén.  

El "predicador" es sostenido para predicar con un método bíblico.  La descripción de su trabajo ha sido especificada por Dios (2 Tim. 4:2) y ningún predicador debe buscar cambiarla o expandirla.

ACERCA DEL SALARIO PARA LOS PREDICADORES DEL EVANGELIO




PREGUNTA: "Hermano Josué, tengo la siguiente duda: Si varias iglesias envian ayuda a cierto predicador de otra iglesia eso es patrocinio?"

RESPUESTA: No, no es "patrocinio", sino un sostenimiento o salario por su trabajo de predicación.


CONSIDEREMOS EL PATRÓN BÍBLICO PARA FINANCIAR A LOS PREDICADORES DEL EVANGELIO


"He despojado a otras iglesias, recibiendo salario para serviros a vosotros" (2 Corintios 11:8).
  1. Un predicador puede recibir el apoyo financiero de más de una iglesia a la vez.
  2. Un predicador puede recibir el apoyo de una o más iglesias para que él predique a otra iglesia.
  3. Una iglesia o iglesias pueden sostener a un predicador para que él predique en otro lugar. 
  4. El predicador recibe su propio “salario”, no el de otros. Dios no permite que un predicador reciba salario para otros. El predicador fiel no puede ser un "Mánager" de otros.
  5. Las iglesias autónomamente determinan a quien apoyarán y la cantidad con la cual lo harán directamente (Fil. 2:25; 4:15-19).
  6. Recordemos además: “Así también ordenó el Señor a los que anuncian el evangelio, que vivan del evangelio” (1 Cor. 9:14).
  • Por lo tanto, los predicadores pueden ser sostenidos por congregaciones (2 Cor. 11:8) o por individuos cristianos generosos (Gal. 6:6,10). Obviamente, el predicador también puede sostenerse así mismo y dedicar el mayor tiempo posible a la obra (Hech. 18:3-4).
  • Pero, en el plan de Dios no hay lugar para la centralización y el institucionalismo, prácticas que no tienen apoyo escritural. Por este motivo el predicador fiel no puede ser sostenido por instituciones ("Misiones", "Fundaciones") religiosas que suplantan la labor designada para la iglesia local, o mediante la centralización de fondos de varias iglesias operando a través de una iglesia centralizadora ("Patrocinadora").




La Iglesia y el Individuo



Introducción.
      A. La iglesia (la congregación) tiene su obra y cada miembro de la iglesia tiene su obra. En algunas actividades coinciden estas obligaciones, pero en otras no.
      B. Algunos creen que lo que el individuo puede hacer la congregación puede hacer. Tal enseñanza es un error grave. 1 Tim. 5:16, “no sea gravada la iglesia” con el deber de individuos.
      C. El borrar la distinción entre iglesia e individuo ha producido el institucionalismo y división de la iglesia.

I. La función de la iglesia.
      A. Adorar a Dios. Efes. 3:21, “a él sea gloria en la iglesia en Cristo Jesús por todas las edades, por los siglos de los siglos. Amén”. Hacemos esto en la congregación y lo hacemos privadamente.
      B. Edificarse a sí misma. Efes. 4:11, 12. La Biblia no autoriza que se utilice los fondos de las iglesias para establecer escuelas supuestamente para la edificación de la iglesia.
      C. Practica la disciplina, 1 Cor. 5; Rom. 16:17; 2 Tes. 3:6,14. La acción formal es papel de la congregación, pero entonces todo miembro debe apoyar la acción en su vida diaria.
      D. Evangelizar. 1 Tim. 3:15, “la casa de Dios, que es la iglesia del Dios viviente, columna y baluarte de la verdad”. Fil. 4:15, 16. La Biblia no autoriza la “iglesia patrocinadora” ni otra clase de “sociedad misionera”.
      E. Benevolencia limitada (a los santos). 1 Cor. 16:1,2. La Biblia no autoriza que la iglesia establezca asilos para niños, ancianos, clínicas, etc. Tampoco habla de habla de “misioneros médicos”.
      F. La Biblia no autoriza que la iglesia provea o promueva actividades sociales. Muchas iglesias tienen cocinas, comedores, salones de “comunión”, equipo para varias clases de diversión, “centros familiares”, etc.

II. La obra del individuo.
      A. Deber para con su familia. Efes. 5:22-6:4; 1 Tim. 5:8.
          1. Los padres deben encargarse de la educación secular y disciplina de sus hijos (la iglesia no).
          2. Los padres proveen actividades sociales para su familia. Muchos quieren que la iglesia se encargue de esto    , pero la Biblia no autoriza que la iglesia provea comidas, fiestas y actividades sociales.
      B. Deber para con el prójimo.
          1. Vivir fielmente, Mat. 5:13-16;  2 Cor. 3:2; Fil. 2:15, 16; Col. 4:5; 1 Tes. 4:12; 1 Ped. 2:11,12.
          2. Enseñarle el evangelio, Hech. 8:4; 1 Ped. 3:15.
          3. Benevolencia, Luc. 10:30-37 (algunos hermanos citan este texto para probar que la iglesia debe practicar la benevolencia general; más bien, enseña el deber del individuo); Sant. 1:27 (este texto es muy citado para probar que las iglesias pueden y deben establecer asilos para niños, pero es muy obvio que Santiago no habla de lo que la iglesia debe practicar, sino del deber de cada cristiano); 1 Tim. 5:4, 8, 16, “no sea gravada la iglesia”.
          4. Para hacer buenas obras de toda clase los cristianos pueden a nivel de individuos establecer escuelas, clínicas, u otras instituciones para servir al prójimo, pero la Biblia no autoriza que la iglesia lo haga.
      C. Deber para con el gobierno.
          1. Someterse, Rom. 13:1-4; Tito 3:1; 1 Ped. 2:13-17. Por ejemplo, leyes de inmigración.
          2. Pagar impuestos, Rom. 13:7.
          3. Orar por el gobierno, 1 Tim. 2:1-2.
          4. Si el gobierno permite que los ciudadanos voten, deben aprovechar esta oportunidad, pero la iglesia no debe meterse en los asuntos del gobierno.
          5. Desde luego, debemos obedecer a Dios antes que a los hombres, Hech. 4:16-20; 5:28, 29.
      D. Deberes con respecto al negocio o empleo.
          1. No robar (Efes. 4:28), ni defraudar (Tito 2:10) sino trabajar, 1 Tes. 4:11, 12.
          2. La relación correcta entre obreros y los que los ocupen, Efes. 6:5-6; Col. 3:22-25
          3. Pero la iglesia no puede establecer un negocio. Tampoco puede ocupar la ofrenda para inversiones. El individuo puede recaudar fondos de varias maneras, pero la iglesia no debe hacerlo (1 Cor. 16:2).

      Conclusión. Como individuos podemos hacer muchas cosas que la iglesia no puede hacer, porque el papel de la iglesia es espiritual“No sea gravada la iglesia”. Borrar esta distinción produce instituciones de iglesia y también produce la división.